Subsidio por desempleo: cómo pedir ayudas económicas en 2020

¿Quieres saber si puedes optar por uno de los tipos de subsidio por desempleo? Te lo contamos todo y te ayudamos a entender los trámites necesarios y los requisitos para conseguir una ayuda.

Subsidio por desempleo; tolas las ayuddas del SEPE tras agotar el paro

¿Qué es el subsidio por desempleo?

Es una ayuda que el Estado ofrece por vía del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), antes conocido como INEM (Sistema Nacional de Empleo de España), y que está pensada para todas aquellas personas que han agotado el paro o no han alcanzado las cotizaciones necesarias para poder tramitar dicha prestación.

Para poder tener derecho a un subsidio se deben cumplir ciertos requisitos y para uno de los tipos de subsidios hay unos requisitos específicos que detallaremos posteriormente ya que depende de la situación de cada uno.

Se entiende que una persona puede pedir un subsidio que de forma involuntaria se encuentra en situación de desempleo y carece de ingresos superiores a los 712,50€ mensuales, que es el 75% del SMI (Salario Mínimo Interprofesional) en 2020.

Requisitos para poder solicitar y cobrar el subsidio

Requisitos para perdir un subsidio

Todas aquellas personas que cumplan los siguientes requisitos son posibles beneficiarios de la ayuda económica del subsidio:

  1. Encontrarse desempleado/a, inscribiéndose al paro dándose de alta en el SEPE, y que se encuentre inscrito/a como solicitante de empleo y que durante un plazo de un mes no han rechazado ninguna oferta de trabajo, carencia de renta y que se encuentran en alguna de las siguientes situaciones:
    • Haber agotado la prestación contributiva por desempleo, el paro, y tener responsabilidades familiares.
    • Haber finalizado la ayuda del paro, no tener cargas o responsabilidades familiares y ser mayor de 45 años.
    • Ser Español emigrante que al regresar de países que no pertenecen al Espacio Económico Europeo o que no dispongan de un convenio de ayuda al desempleo y que demuestren haber trabajado como mínimo de un año en los últimos 6 años y carecer de derecho al paro.
    • Haber sido liberado de prisión tras un mínimo de 6 meses y no tener derecho a la prestación por desempleo.
    • Haber sido declarado en un cierto grado de incapacidad parcial por invalidez para el desarrollo de una profesión.
  2. Encontrarse con la misma situación que la anterior pero sin haberse inscrito como demandante de empleo, se encuentren en alguna de las siguientes situaciones:
    • Haber cotizado como mínimo 3 meses y tener cargas familiares.
    • Haber cotizado como mínimo 6 meses sin tener cargas familiares.
  3. Mayores de 55 años sin responsabilidades familiares y que se encuentren en alguna de las situaciones anteriores y además:
    • Haber cotizado un mínimo de 6 años en su vida laboral.
    • Acreditar que reúnen todos lo requisitos para poder solicitar, excepto la edad, una pensión contributiva.
  4. Todos aquellos trabajadores con contrato fijo-discontinuo tendrán derecho a un subsidio por desempleo en aquellos periodos de inactividad en lo que su contrato quede en suspenso.
Para poder mantener la ayuda, todos los requisitos deben mantenerse mientras se percibe el subsidio.

¿Qué son las responsabilidades familiares?

Para algún tipo de subsidio se requiere tener una persona a cargo y a eso se le llama “responsabilidades familiares”. Pero también es necesario que la renta del conjunto de la unidad familiar, incluido la persona que solicita la ayuda, dividida por el número total de miembros de la unidad familiar no supere el 75% del Salario Mínimo Interprofesional (SMI).

Todo solicitante de un subsidio se entiende que tienen responsabilidades familiares cuando tiene a cargo a:

  • Cónyuge.
  • En el caso de los hijo, ya sean adoptados o no, deben ser menores de 26 años, mayores incapacitados o menores de acogida.

¿Qué es la carencia de rentas?

La falta de ingresos mínimos para garantizar las necesidades básicas de la unidad familiar es uno de los requisitos para poder solicitar una ayuda al SEPE.

La carencia de rentas se entiende cuando el solicitante de la ayuda carece de rentas de cualquier tipo superiores, a nivel mensual, al 75% del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) que para 2020 es de 950€ mensuales por lo que la renta total no debería superar los 712,50€ mensuales.

Se entiende como ingresos computables:

  • Todos aquel rendimiento, derechos o bienes que el demandante tenga derivado del trabajo, del capital inmobiliario o mobiliario, todo tipo de prestaciones exceptuando todas aquellas que la Seguridad Social se haya asignado por motivos familiares como puede ser tener hijos a cargo.
  • Todas las ganancias derivadas del patrimonio exceptuando la vivienda habitual del demandante.

¿Cuáles son los plazos para solicitar la ayuda?

El plazo que se dispone para pedir el subsidio por desempleo es de 15 días hábiles tras la finalización del contrato laboral. Dichos 15 días empiezan a contabilizar justo el día después del cese del trabajo.

¿Cómo pedir el subsidio por desempleo?

Antes de iniciar el proceso de solicitud de una ayuda del SEPE, el solicitante debe cumplir alguna de las situaciones anteriormente comentadas de los requisitos para poder cobrar una ayuda por desempleo.

Si ya cumples alguno de los requisitos, debes presentar cierta documentación dentro de los plazos comentados en el punto anterior (15 días hábiles tras el cese de la actividad profesional) en tu oficina del SEPE y para esto recuerda que debes pedir tu cita previa con antelación. Aquí te explicamos como:

¿Cuánto se cobra con el ayuda del subsidio por desempleo?

La ayuda económica del subsidio por desempleo es de 430,27€ mensuales para el 2020 y que corresponde al 80% del Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM), que es actualmente de 537,84€.

Dicha prestación económica está regulada, garantizada y establecida por la Ley General de la Seguridad Social (LGSS).

Todos aquellos que hayan perdido un trabajo a tiempo parcial percibirán una cantidad acorde en proporción a las horas que se hayan trabajado.

A partir de Marzo de 2019 el subsidio para mayores de 52 años, antes era para los mayores de 55 años, a parte de percibir dicha ayuda económica también se les ingresará la cotización pertinente a la Seguridad Social hasta su jubilación.

Todos los ingresos que se realizan de forma mensual a la cuenta bancaria facilitada por los que hayan solicitado y aprobado en el trámite de la ayuda.

¿Cuál es la duración del subsidio por desempleo?

Por lo general, el subsidio tiene una duración de 6 meses prorrogables de forma semestral hasta un máximo de 18 meses y dicha duración dependerá de la ayuda dada y la situación de cada uno a la hora de solicitarlo.

¿Cómo saber si la solicitud de subsidio está aprobada?

La solicitud de prestaciones, si se ha presentado dentro del plazo ya comentado en anterioridad, el SEPE tiene la obligación dictar sentencia e informar a la persona que la haya presentado mediante una carta certificada que haya facilitado en el mismo proceso de solicitud donde se indicará si se ha aprobado o denegado.

Para realizar un seguimiento, el demandante podrá informarse en cualquier momento del estado del trámite de la siguiente manera:

  • Si el solicitante dispone de certificado digital, DNI electrónico o usuario y contraseña @clave, podrá ver el estado de la solicitud mediante la web oficial del SEPE.
  • Mediante el servicio de atención telefónica a la población que cada provincia dispone.
  • Se puede realizar el seguimiento en la oficina física en la que se haya presentado la solicitud previa petición de cita, que se puede realizar por teléfono o desde la web del SEPE.

Por lo general la carta certificada suele llegar pero si transcurrido tres meses de la solicitud no llega, se extenderá que la solicitud ha sido denegada por silencio administrativo. Si es este el caso, se podré presentar una reclamación antes de realizar cualquier actuación vía judicial.

Tipos de subsidios

Aquí os presentamos los diferentes tipos de subsidios por desempleos que se pueden solicitar en el SEPE:

Subsidio por cotización insuficiente

Este subsidio está dirigido a todas aquellas personas que necesitan esta ayuda económica y que no tienen derecho a paro porque no han llegado a cotizar un mínimo de 360 días al año.

Podrán solicitar la ayuda las personas que:

  • Tener responsabilidades familiares.
  • Haber cotizado un mínimo de 3 meses.
  • Si no se tiene ninguna responsabilidad familiar, se deberá haber cotizado un mínimo de 6 meses.

Ayuda familiar para desempleados

Esta ayuda está pensada para todas aquellas personas que han agotado la prestación contributiva, el paro, y que tienen a cargo responsabilidades familiares.

Los requisitos para poder pedir esta ayuda son:

  • Haber agotado el paro.
  • Estar desempleado.
  • Estar dado de alta en el SEPE como demandante de empleo.
  • Tener el cónyuge o hijos a cargo. En el caso de los hijos deben ser menores de 26 años y en el caso del cónyuge, debe depender económicamente de la persona que solicita la ayuda.

Subsidio para mayores de 45 años

Esta ayuda económica está destinada a desempleados mayores de 45 años y hasta los 52 años que hayan agotado el paro.

Para pedir esta ayuda se debe cumplir los siguientes requisitos:

  • Haber agotado la prestación contributiva (el paro).
  • Tener más de 45 años y hasta los 52 años.
  • Estar inscrito al SEPE y ser demandante de empleo.
  • No tener responsabilidades familiares.

Este subsidio tienen una duración máxima de 6 meses.

Subsidio para mayores de 52 años

El subsidio para mayores de 52 años, antes era hasta los 55 años, está pensado para ayudar económicamente hasta la jubilación a aquellas personas que se han quedado sin empleo y que cumplen lo siguientes requisitos:

  • Haber cotizado como mínimo 15 años para la jubilación (vida laboral) y al menos dos de ellos en los últimos 15 y 6 con la cotización de desempleo.
  • Cumplir con los requisitos para pode percibir la pensión de jubilación.
  • Estar inscrito en el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) y ser demandante de empleo.

La ayuda económica de este subsidio es de 430,27 euros al mes y se caracteriza de las otras ayudas en que esta cotiza a la jubilación.

Subsidio a emigrantes retornados

Esta prestación está destinada a personas que regresan a España tras trabajar en un país que no tienen ningún convenio bilateral de desempleo con España o porque no pertenecen al Espacio Económico Europeo.

Ayuda por mejora de una incapacidad

Esta ayuda económica está destinada a ayudar a aquellas personas que no tienen ningún tipo de ingreso y que por mejoría de una dolencia o invalidez se les acaba retirando la pensión de invalidez.

Subsidio para aquellos que son liberados de prisión

Este tipo de ayuda económica del SEPE está dirigida a todas aquellas personas que han salido de la presión tras un periodo superior de 6 meses y no reúnen los requisitos necesarios para acceder a ninguna prestación o ayuda.

Los requisitos para solicitar este subsidio son:

  • Estar registrado en el SEPE como demandante de empleo en un plazo máximo de 30 días tras la excarcelación
  • Estar inscrito en el proceso anterior comentado, solicitante de empleo, durante un mes también conodico como «el mes de espera».

Renta Agraria

La ayuda económica del subsidio de Renta Agraria está destinada a trabajadores eventuales del sector agrario en las Comunidades de Andalucía y Extremadura.

Nótese que el subsidio agrario se puede volver a solicitar, como forma de renovación, si ya se ha pedido dentro de los 3 años anteriores a la última solicitud.